Freddy en Restaurante Hispano.

«Si es que es el Hispano»

Y no hay más ni mejor explicación. Solo con su nombre hace honor al significado de excelencia si «googleamos» restauración. La barra es el preludio de un festín gastronómico decorado con obras antológicas. Sus vasos de colores han sido testigos de bienaventuranzas empresariales pero también de muchos eventos sociales que a día de hoy tanto extrañamos. Si a esto le añadimos su mítico carrito de postres, se palpa mi desasosiego de querer volver por la puerta grande. Hace unos años tuve la inmensa suerte de cocinar con ellos y entre ellos. Y no hay mejor sensación que sentirse parte de esta familia más allá de los cuatro hermanos Abellán. Motivación y bagaje se aúnan para que el universo que rodea al Hispano cumpla su primer centenario en un futuro no muy lejano. Su nombre resuena tanto como el nombre de su calle. Espero que su música (y la de Balta) no pare nunca de sonar en este mágico lugar porque «la mejor decoración (en el Hispano) son las personas».

Producción y realización: Pedro Ruiz

Un comentario en “Freddy en Restaurante Hispano.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s